Este lunes ha aparecido en varios medios de información la noticia de que una gran parte de los jugadores tienen al juego Battlefield 3 en la mira. Dicha actitud para los desarrolladores se da por un problema con un contenido descargable.


Battlefield 3, de Electronic Arts y desarrollado por DICE, es un juego de acción en primera persona, que ha logrado mantenerse como el único competidor de Call of Duty: Modern Warfare 3. Ambos juegos salen este año con sólo semanas de diferencia.

 

YA son varias las acciones tomadas como la cancelación de la precompra

Ya son varias las acciones tomadas como la cancelación de la precompra

Muchos jugadores han decidido darle mayor apoyo a Battlefield 3 por diferentes razones, pero eso ha cambiado abruptamente en los últimos días con la introducción de un DLC (Downloadable Content) exclusivo y pagado para sólo dos tiendas de Reino Unido, llamado “Physical Warfare Pack”.  Este paquete otorga ventaja a quienes lo adquieran (dos nuevas armas, accesorio para rifle francotirador y munición extra) en el modo en línea, dejando al resto del mundo sin la posibilidad de hacerse con él.

Por supuesto, los jugadores decidieron empezar a coordinar una especie de boicot para detener la idea de Electronic Arts y romper la equidad del multijugador en línea. La cancelación de preordenes es el método más usado, pero otros han decidido ir más allá enviando correos electrónicos a Electronic Arts e incentivando a comprar la competencia directa, Call of Duty: Modern Warfare 3 a sus amigos.

Probablemente Electronic Arts se pronuncie pronto respecto al tema y quizás decida también abandonar la idea ante el enojo multitudinario de los usuarios. Si la gente se junta, pueden llegar a cambiar el software y la industria en sí.

 

 

Sobre El Autor

Periodista adicto a la tecnología y a los vídeos juegos en especial a los de PC, Blizzard Fan. Jugador de League of Legends.