Plataforma: PC, PlayStation 3, Xbox 360
Fecha de lanzamiento:
4 de marzo de 2014
Desarrollado por:
Obsidian Entertainment, South Park Digital Studios
Publicado por: Ubisoft
Precio:
$999 pesos (aproximado), $60 dólares en steam
Características de PC: AMD FX 6200, Radeon HD 7850 2GB, 8GB RAM

Analisis cualitativo:

Después de varios retrasos y un cambio de publicador, South Park: the Stick of Truth llega como un buen ejemplo de por qué los retrasos en los videojuegos muchas veces son benéficos.

Un niño nuevo llega a South Park e inmediatamente es jalado por Cartman y Butters al juego de magos y caballeros en el que la gran mayoría de los niños del pueblo participa. El objetivo es sencillo: controlar la varita de la verdad, ya que quien lo haga, controla al Universo. Mientras los humanos la controlan, los elfos de Kyle y Stan intentarán recuperarla después de haber sido robada hace dos días.

El jugador puede escoger cómo  crear a su personaje, convirtiéndolo posiblemente en el creador más sencillo y rápido de la historia de los videojuegos, con opciones tan sencillas y limitadas, que en menos de 5 minutos estarán dentro del pueblo de Colorado escogiendo una de las 4 clases disponibles: Guerrero, mago, ladrón o Judío. Esta última no es broma.

sp_E3_07

Todas las clases pueden usar cualquiera de las armas y armaduras, sólo se diferencian por las habilidades que pueden aprender. Esto libera de muchas complicaciones al jugador, pues la única limitante para equipar algo es el nivel de experiencia, acoplándose a su estilo de juego. Un guerrero puede usar una vara mágica o un mago una espada de dos manos siempre y cuando tengan el nivel.

El sistema de equipamiento es extremadamente versátil, permitiendo combinar diferentes accesorios para obtener varios efectos benéficos en batalla. Por ejemplo, una espada puede causar una herida que sangre al oponente y con un parche cosido en los guantes puede hacer que cada ataque regenere vida.

Parece que el equipo jugó mucho Mario RPG, pues el sistema de combate es muy similar a éste, donde el ritmo de comandos es importante para causar el máximo daño posible. Van de lo sencillo: desde dar un click del mouse en el momento apropiado para defender o atacar, hasta combinar 2 o 3 teclas para lanzar un pedo mágico y aturdir al oponente. Y si el adversario resulta estar en llamas, el gas creará  una explosión que dañará a los demás. No sólo es sencillo y variado, es extremadamente divertido.

E32013_07

Esto es algo común durante todo el título, hay enormes cantidades de humor regado por las 3 cuadras de South Park. Este humor negro que ha caracterizado a la serie en sus 17 temporadas está presente desde los primeros 5 minutos del juego hasta la batalla final.

Además de esto, el equipo de desarrollo se encargó de condensar estos 17 años de la serie en el mundo del juego. Varios guiños y alusiones a episodios están escondidos a plena luz del día en la ciudad, van de lo sencillo desde el disfraz de Genial-O en el clóset de Cartman, hasta el muñeco inflable de Antonio Banderas en el cuarto de la madre del mismo. Todos estos detalles hacen creer que más que un videojuego, es un episodio interactivo de la serie. Al menos yo, no pude evitar soltar una carcajada cuando invoqué por primera vez al señor esclavo y vi cómo consumía analmente un enemigo, justo como a Paris Hilton en un episodio.

El humor y los detalles son una cosa, pero lo que tira las riendas en el carro de un juego de RPG es la historia. Trey Parker y Matt Stone se encargaron de escribir el título, y parece lo crearon como si fuera el último episodio que harían para la serie, pues es raro el momento aburrido en la narrativa.

Esos momentos de la serie que suceden inesperadamente están presentes y no fallan en sacar una que otra risa. En el juego pueden necesitar ir a la clínica de abortos por un nombre y a los 5 minutos tener que practicarle un aborto a un adulto sólo para que la CIA no los mate.

SP_Gamescom_Screenshots_04new

En ocasiones parece que muchos de éstos se interponen entre el jugador y el objetivo, pero cuando se llega a él, no importa el tiempo que tomó, ya que hacen el recorrido considerablemente más ameno.

Inicialmente parece ser sólo un juego de niños para proteger la vara de la verdad, pero mientras esto se lleva a cabo, varios acontecimientos suceden de los que únicamente el jugador es partícipe, poniendo el futuro de South Park en riesgo. Personalmente, esto me agradó sobremanera, ya que se crea un balance entre el mundo de los niños y el de los adultos, donde los primeros juegan alrededor del de los segundos, pero ambos participan activamente en los sucesos mayores del juego, uniéndose al final en una conclusión cómica y satisfactoria con el jugador como único espectador de ambos.

No todo es risa, heces fecales y diversión en South Park, ya que hay ciertas cosas del aspecto técnico que son una leve molestia. Las tiendas no tienen una opción de vender artículos por lote, y cuando mucho de lo que se encuentra por el mundo puede convertirse en dinero, no es raro tener que dar muchos clicks para vender 15 pedazos de vidrio y 10 de hule. Sería más fácil poder vender todo de una sola vez, pues estos no tienen otra función que no sea venderlos, a menos que quieran tener cinco consoladores de diferente color en su inventario que no sirven para nada.

SP_Gamescom_Screenshots_06new

Aunque visualmente el título emula a la perfección la serie, en ocasiones hay rincones o artículos detrás de un arbusto o una caja que no son visibles en un inicio. A veces es molesto, pues puede ser que lo necesario para avanzar la misión esté escondido a plena vista. Pero esto no sucede siempre, ya que la magia flatulenta del jugador  y ciertas acciones pueden utilizarse fuera de batalla, modificando el entorno para remover obstáculos o hacer explotar una llama con un pedo para acabar con un grupo de enemigos.

La historia principal puede terminarse aproximadamente en 10 – 12 horas, si se dedican solo a ella, pero como buen título de RPG, hay varias misiones alternas que sirven para obtener artículos especiales, experiencia o dinero. En casos raros, una magia especial para invocar a un personaje. Si realizan varias de estas actividades, el tiempo de juego bien puede expandirse a casi 20 horas. Y francamente, si no lo hacen, están perdiendo uno de los atractivos mayores del juego: visitar South Park por completo.

Muchos juegos basados en una película o caricatura fallan en hacer sentir al jugador como un miembro más del mundo, casi siempre poniéndolo como un extraño que no debería estar ahí. The Stick of Truth logra que el jugador se sienta como un habitante de ese pequeño, pero gran, pueblo de South Park; desde pasar al cuarto de la mamá de Cartman hasta practicar un aborto en la clínica de paternidad no planeada. No hay nada más que un fan de la serie pudiese pedir.

Análisis cuantitativo:

10

(Una experiencia que se goza de inicio a fin, en cuanto a perfección es lo mas cercano a ella  en este genero y en los videojuegos.)

Sobre El Autor

Psicólogo de día, Videojugador de noche. Mi humor es negro y estúpido, pero serio cuando se tiene que ser. El día que Nintendo saque un StarFox con Multiplayer, dejo de ser una persona socialmente productiva. Twitter @Kojyneox